Por qué mi frigorífico no enfría

Todos sabemos que los frigoríficos o neveras son muy importantes en nuestra vida cotidiana. Por eso, cuando surge el problema de la refrigeración y el frigorífico no enfría, es crucial diagnosticar el problema y hacer las reparaciones necesarias. Este artículo mostrará algunos síntomas comunes para no enfriar, enumerando los más significativos e intentando dar solución a cada uno.

 

La puerta está abierta y el frigorífico no enfría

Este caso es uno de los más leves, ya que, si por un descuido nos dejamos la puerta del frigorífico abierta, probablemente el ventilador del evaporador se apagará y por lo tanto el compresor dejará de funcionar, el frigorífico no enfría y todos los alimentos se acabarán estropeando. Sin embargo, este problema tiene una fácil solución, tan solo se trata de un descuido y en cuanto nos demos cuenta, al cerrar la puerta el frigorífico volverá a funcionar.

Los frigoríficos modernos de última generación, están equipados casi en la totalidad con un sensor que indica si la puerta se ha dejado abierta, para avisarnos y que no llegue a suceder lo que hemos comentado.

 

pexels photo 6835157

 

La junta esta dañada y el frigorífico no enfría

Un caso parecido al comentador anteriormente, es que la puerta se quede abierta, no por un descuido y por una situación momentánea, sino porque la junta de la puerta o también llamado burlete del frigorífico, esta estropeado, y no realiza bien el sellado de la puerta con el frigorífico. Esto produce una fuga de frío y por lo tanto el frigorífico no enfría lo suficiente.

Para este caso la solución es bien sencilla, debemos comprar un burlete de frigorífico, y cambiarlo por el burlete actual, la puerta volverá a realizar el sellado correcto y no perderá frío.

 

El termostato esta defectuoso

El termostato controla la temperatura del frigorífico. El termostato situado en el interior del frigorífico suele estar detrás de la placa de cierre o en la pared trasera del congelador. Para comprobarlo, se debe quitar un cajón y se podrá ver el termostato. Si indica algo distinto a «Enfriando» o «Congelando», entonces tendremos que comprar un termostato de frigorífico nuevo para proceder a su reemplazo.

 

Si el frigorífico tiene un sistema de descongelación automática, entonces debe comprobar una pieza adicional antes de sustituir el termostato. El compresor deja de funcionar cuando hay demasiada acumulación de hielo en su interior y permite que la circulación de aire fluya a través de él y derrita el exceso de hielo que pueda haberse formado en sus bobinas. Algunos modelos tienen una lámpara de calor que se enciende cuando hay demasiada acumulación de hielo en su interior para ayudar a derretir parte de ese hielo y que pueda seguir funcionando correctamente. Esta luz se encenderá cuando detecte que se ha acumulado una cierta cantidad de hielo en su interior y se apagará una vez que el hielo se haya derretido lo suficiente para que pueda seguir enfriando correctamente.

 

 

pexels photo 5824883

 

El compresor no funciona

La causa más común de que un frigorífico no enfríe es un compresor defectuoso. Si el frigorífico tiene más de 10 años, es probable que sea el momento de sustituir el compresor.

 

Si es un frigorífico de descongelación manual, se debe descongelar manualmente el frigorífico cada 6 meses aproximadamente. Si, por el contrario, se tiene un frigorífico de descongelación automática, no es necesario realizar esta acción. El sistema de descongelación descongelará automáticamente los serpentines cuando se obstruyan demasiado con la acumulación de hielo.

 

Además de comprobar estos problemas, hay que asegurarse de que el ventilador del condensador (el ventilador exterior del frigorífico) está en funcionamiento y de que todos los conductos de refrigerante están bien conectados y no tienen fugas de gas refrigerante (R-22).

 

El motor ventilador está roto

Un claro motivo por el cual el frigorífico no enfría, es que el motor del ventilador del condensador está roto. Si tiene un frigorífico GE, es muy fácil sustituirlo. Puede comprar la pieza de repuesto en la tienda local de repuestos de electrodomésticos, vamos a poner por ejemplo, Ibérica de Repuestos en Badajoz.

El motor del ventilador del condensador se encuentra en la parte trasera del frigorífico, detrás de la rejilla que cubre el compresor. Para reemplazarlo, simplemente desenchufe el motor viejo y retírelo desatornillando los tres tornillos que lo fijan a la cubierta de la parrilla. Hay dos cables conectados al nuevo motor que deben conectarse correctamente sin que se crucen los cables antes de instalarlo.

El nuevo motor no vendrá con arandelas o tornillos para el montaje, por lo que tendremos que conseguir algunos en la ferretería local.

 

En Ibérica de Repuestos siempre animamos a realizar estas reparaciones mediante la asistencia de un profesional con conocimientos suficientes para poder realizar la sustitución de dicho motor o cualquier otro arreglo que suponga la solución de una nevera que no enfría.

2 comentarios en «Por qué mi frigorífico no enfría»

  1. Buenos días, por que no para de enfriar mi nevera bajo a 0 y sigue enfriando, es posible que el termostato no funcione
    Modelo Fagor Fresh Line FFC47L me podrían dar su opinión

    Responder
  2. Buenos días Antonio. Efectivamente, es muy probable que sea el termostato, que no envía la información correcta a la placa y por lo tanto, continua enfriando, es el caso más común, aunque no el único. Lo mejor es que lo mire un especialista para darle un asesoramiento correcto.

    Responder

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00 
Abrir chat
Hola!! ¿No encuentras el repuesto que necesitas? Dinos la marca y el modelo del electrodoméstico y te respondemos en minutos con la solución...